Por Víctor Americano.- A estas alturas del año, tras la aplanadora política en que se convirtió Andrés Manuel López Obrador y su partido MORENA en las elecciones del 1 de julio, ya deberíamos estar en la etapa de coordinarnos para sacar este país adelante en todos los rubros; de verdad, deberíamos como sociedad, gobierno saliente y sobre todo, gobierno entrante, estar tendiendo los puentes con cimientos sólidos, para tomarle la palabra el virtual Presidente electo en erradicar la impunidad, la corrupción, el influyentismo, en una larga lista de acciones que ha propuesto AMLO en sus políticas de austeridad, para incluso terminar de tajo borracheras, viajes y hasta uso de choferes a cargo del erario, por parte de funcionarios en general.

Mucha expectativa ha generado López Obrador después de su aplastante victoria que lo dejó mas que legitimado; tanta expectativa que no se puede dar el lujo de incumplir, “no les voy a fallar”, dijo en los mítines de manera insistente, así que a estas alturas, estemos o no de acuerdo con su estilo y su ideología, no queda más que darle el beneficio de la duda, pero no como espectadores esperando a que se equivoque para lanzar ácidas críticas sobre el tabasqueño, no así no se puede; hay que brindar la confianza, pero participando, siendo parte de las contralorías sociales, de la crítica sustentada, del trabajo ciudadano desde nuestro entorno y con señalamientos que no se politicen, que sean temas ciudadanos, por nuestros hijos y por el país.

“No sueltan el hueso”

¿Se ha preguntado el por qué se pelean tanto los partidos políticos y ahora hasta los independientes por el poder?, la respuesta es muy sencilla: poder y dinero. “No sueltan el hueso” dirían los abuelos, porque ostentar un cargo público les representa negocios jugosos, influyentismo, una vida de lujos y asegurar su futuro económico y el de varias generaciones. Es cierto no se puede generalizar, porque hay servidores públicos, muy pocos, que no se despachan con la cuchara grande, no le entran a la corrupción por honestidad y congruencia, pero de verdad son muy pocos.

Total, para AMLO la tercera fue la vencida y más de 30 millones de mexicanos confiaron el su proyecto de Nación, hay que dejarlo gobernar, sin embargo…

Los vicegobernadores de AMLO

Sin embargo los actuales gobernantes y los 9 que ganaron el pasado 1 de julio, también fueron electos en las urnas, ¡también los habitantes de las diversas entidades federativas confiaron en ellos!, por lo anterior, Andrés Manuel López Obrador, debe de ser muy cuidadoso en la relación de respeto y de coordinación que debe tener con cada gobernador, no sería sano que llegara con la intención de “usurpar” el cargo con enviados que tuvieran un co-gobiero, paralelo a los actuales titulares de los ejecutivos estatales. Y es que la figura del “Delegado del Gobierno Federal” que ya anunció el tabasqueño, aún no nos queda tan claro a los ciudadanos, lo cual deberá explicar claramente. Entendemos todos que nunca como hoy, hubo tanta rapiña y enriquecimiento ilícito en ex gobernadores e incluso en algunos todavía en funciones; es obvio que hay que establecer mecanismos para que no sigan metiendo mano al presupuesto y también es claro, que se ha generado una grosera deuda pública en muchas entidades, de manera irresponsable, todo eso es verdad, e incluso muchos de ellos deberían estar en la cárcel pagando sus delitos; pero en las diversas esferas de gobierno debe haber coordinación, no usurpación de poderes, por estas razones por lo menos en Michoacán, estaremos atentos de las labores de Roberto Pantoja, presidente de MORENA y personaje a quien AMLO encargo esa responsabilidad de Delegado del Presidente en Michoacán, es obvio que a Pantoja también se le debe otorgar el beneficio de la duda, porque de AMLO se espera tanto, que sus representantes deben de estar a la altura de lo que por lo menos hasta hoy, nos ha vendido como proyecto de nación el presidente entrante.

El 1 de diciembre del 2018

No hay tiempo que perder, yo sinceramente espero que el próximo 1 de diciembre, cuando AMLO rinda protesta como Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, de una vez anuncia algunas iniciativas o hasta decretos que garanticen su cumplimiento de promesas de campaña, pero ojo, muy bien sustentadas y sin poner en riesgo la economía mexicana. Sin anuncios o decretos populistas, sino con acciones basadas en estrategias analizadas y eficientes. Creo que con acciones de esta índole, se podría vestir de luces y veríamos que las cosas van en serio.

Poner a trabajar a los gobernadores, legisladores y a los ministros

Pero también hay que estar atento al trabajo de Silvano Aureoles, gobernador de la entidad, ¡caray le quedan 3 años y 5 meses de administración!, no podemos pensar en que el michoacano vaya a tirar la toalla porque no ganó la Presidencia el candidato con el que simpatizaba, por nada del mundo, al contrario, los ciudadanos debemos exigirle a ellos, a AMLO a Silvano, es más, a los diputados y senadores entrantes, que se redoblen los esfuerzos, que se pongan a trabajar aún más y que se coordinen para que Michoacán vuelva a ser líder en otros rubros, como lo es en el agro y en el sector migrante.

Todos ellos ganan sus súper salarios de los impuestos que usted, yo y todos los mexicanos pagamos; no nos hacen un favor, no debemos aplaudirles si hacen algo positivo por la nación, ¡es su obligación!, si hay que reconocer, pero no tratarlos como una clase privilegiada a la cual hay que besarle la mano, ¡eso jamás!, deben de cumplir con sus funciones y punto, y si cumplen, quizá que repitan en su cargo (con esto de la reelección), pero si no cumplen, que se vayan de una vez, ojalá pronto aterricen el tema de la revocación de mandato que tanto ha anunciado López Obrador.

La vida sigue

El mundo no para, la vida sigue y la necesidad imperiosa de que México tome su lugar en la orquesta internacional, como un país líder, se puede hacer, pero con cambios profundos no solo en la clase política, sino en la mentalidad y comportamiento de nosotros los ciudadanos; para un acto de corrupción, como en el baile, se necesitan dos, y si seguimos entrando en ese macabro y lastimoso juego de la corrupción, después mejor ni nos quejemos. Ya se acabaron las campañas electorales, ahora, a trabajar; aunque no podemos perder de vista que la mayoría de las decisiones están basadas también en el proceso electoral que viene del 2021.

#Rusia2018

Vaya final de futbol ayer en Moscú. Ganó quien hizo el mejor futbol es cierto, ganó el equipo que mostró mayor personalidad en el campo de juego y que en los momentos importantes, demostró su calidad futbolística, hablo por supuesto de Francia; pero por el otro lado, Croacia se ganó el respeto y admiración de los aficionados del mundo entero, con esa garra y con ese corazón. Que lástima que esos ejemplos y esos procesos no los hemos seguido en México con nuestra selección, donde la corrupción existente en la FMF y entre los directivos de muchos clubes, no permiten que chicos verdaderamente brillantes, puedan destacar; ahí está el ejemplo, Giovanni Dos Santos y Luca Modric, hace 10 años fueron presentados como refuerzo del Tottenham, siendo Gio la joven promesa en aquel entonces, a Modric casi no lo volteaban a ver, hoy en día, la historia es muy diferente, Modric fue nombrado el mejor jugador del mundial, mientras Gio, se va apagando lentamente en el futbol estadounidense, un ejemplo, de centenares en nuestro futbol.

Gracias porque usted me distingue con el favor de su lectura.

Twitter: @americanovictor