Morelia, Mich.-Sábado 8 de diciembre de 2018.- A cuatro años de haber ganado el premio Oscar por Mejor Dirección por su película Gravity  y a 17 haber grabado por última vez en México con Y Tu mamá también, Alfonso Cuarón regresó a las salas de cine con Roma, su más reciente producción que describió en el reciente Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM) como “una carta de amor a sus hermanos y a la ciudad de México”.

 

En vez de regresar con una súper producción hollywoodense, Cuarón decidió abrir su corazón y memorias a la colonia Roma de la Ciudad de México y llevar a los espectadores al año 1970, época importante de la historia del país tanto en el ámbito político como el social.

 

La cinta relata la historia de una familia acomodada de la colonia Roma, pero en esta ocasión todo de desarrolla desde la perspectiva de Cleo (interpretada por la debutante actriz Yalitza Aparicio), una empleada doméstica de origen zapoteco que junto con su amiga Adela (Nancy García) atienden a los hijos de una familia que está apunto de quebrantarse.

 

Para crear una atmosfera de nostalgia y mayor realismo a la época relatada en el filme, Alfonso Cuarón decidió implementar una paleta de colores en blanco, negro y grises, junto con un trabajo tan detallado de ambientación que es totalmente disfrutable por lo fiel que son tanto en la presentación de algunos productos, vehículos, forma de vestirse y de pensar.

 

La actriz Marina de Tavira, interpreta a Sofía, matriarca de la familia y jefa de Cleo, con quien vemos van a desarrollar una relación más estrecha de empatía debido al torbellino de situaciones que ocurrirá en sus vidas durante un año completo.

 

En cuanto a los niños, estos logran tener una química como hermanos y también como sostén emocional indirecto de las empleadas domésticas que se dedican en cuerpo y alma a su cuidado, sobre todo cuando viene el quiebre emocional provocado por una inesperada ausencia.

 

En cuanto al apartado técnico, “Roma” destaca por ser una película completamente apreciativa, hay momentos y planos perfectamente logrados por una excelente fotografía a cargo del propio Cuarón y una mezcla de sonido de entre ocho a 16 canales que logra una perfecta distinción de sonidos ambientales y en diálogos.

 

En conclusión: “Roma” es una gran película que hace notar el amor y arraigo que tiene Alfonso Cuarón a las memorias de su infancia y como el conocimiento adquirido durante los últimos 17 años que dejó su país se ven plasmados en una cinta que hará reír, llorar y estremecer a los espectadores.

 

El estreno mundial de la película será a través de Netflix el próximo 14 de diciembre, pero La Secretaría de Cultura de Morelia, en colaboración con la empresa PromoArte y Girls at Films, proyectarán el sábado 8 de diciembre la en el Teatro Samuel Ramos.

 

Debido  a la expectativa generada por el filme, los boletos ya se agotaron.

RED 113/ Cris Quade