Una mujer filipina que laboraba como empleada doméstica para una familia adinerada de Riad, Arabia Saudita, fue amarrada en un árbol bajo el sol como castigo por haber cometido un ‘error’. Los hechos se conocieron el pasado 9 de mayo.

La joven, identificada como Lovely Acosta Baruelo, había trabajado por varios meses para las personas que la reprendieron por haber dejado los muebles caros al aire libre y bajo el sol, por lo que la ataron de pies y manos en el calor inclemente para que “se pusiera en el lugar” de los objetos y entendiera los riesgos de permanecer bajo el sol.

Las imágenes de la empleada de 26 años fueron captadas y difundidas por una compañera de trabajo de Baruelo, también filipina, por lo que la historia se hizo viral en medios de comunicación y redes sociales.

Por su parte, las autoridades del Departamento de Asuntos Exteriores de Filipinas, DFA, confirmó estar al tanto de la situación de abuso de autoridad e informó que la mujer fue regresada a su país en la provincia de La Unión, junto con sus dos niños.

“El Departamento de Asuntos Exteriores informa que la inmigrante filipina, Lovely Acosta Baruelo, llegó de Arabia Saudita a Manila a las 20:55 del 9 de mayo de 2019”, de acuerdo con un portavoz de la entidad, que indicó que la mujer fue trasladada a su país el mismo día que la embajada de Filipinas supo de los acontecimientos.

La empleada doméstica agradeció a todas las personas que la apoyaron en el proceso y pidió colaboración para sus compañeras que quedaron en Arabia Saudita, pues “ellos son los que me ayudaron y publicaron mis fotos. Temo por su seguridad, espero que sean rescatados también”.

Finalmente, Baruelo sentenció en referencia a su exjefe: “Tú, viejo, encontrarás tu karma, solo espera. Sigue deduciendo nuestros salarios. Esta es la razón por la que tienes mala salud. Es tu karma por todas las cosas malas que hiciste”.

 

Con información e: 24MUJER