Santusa Huallpa, de 35 años, muere aplastada por un alud de lodo y piedras en la región de Cusco, en Perú, la mujer estaba grabando el derrumbe, hasta que fue alcanzada por este mismo.

Varias personas que transitaban en la carretera le dijeron que se alejara de la zona de riesgo, pero ella siguió grabando. Después de horas de búsqueda, la Defensa Civil anunció que los socorristas habían encontrado el cadáver de la mujer.