Con este asiento, hombres sufren ‘acoso sexual’ en el metro de la CDMX

El acoso que sufren las mujeres cuando viajan en el transporte público, el metro de la Ciudad de México por ejemplo, inspiró a que la campaña #NoEsDeHombres demostrara lo incomodo que es para ellas trasladarse en por la capital y ser víctimas de acoso sexual.

A través de dos experimentos realizados precisamente en este medio de transporte, dicha campaña buscó generar conciencia en los hombres sobre el hostigamiento que sufren las mujeres con actos como toqueteos y así evidenciar la violencia sexual del país.

¿Cómo funciona?

Mediante el uso de un asiento “exclusivo para hombres” dentro de un convoy de uno de los trenes de la Línea 7, que corre de El Rosario a Barranca del Muerto, fue colocado un torso y un pene para que quien se sentara supiera lo que sufren las mujeres al viajar en este servicio de transporte.

Junto a este asiento que fue modificado artísticamente para recrear esta situación, se lee un mensaje que dice: “Es molesto viajar aquí, pero no se compara con la violencia sexual que sufren las mujeres en sus traslados cotidianos”.

Este primer experimento causó sorpresa entre los usuarios e incomodidad al mismo tiempo para aquellos que se sentaron sin percatarse de la transformación que se le hizo.

Te puede interesar

Taxista andaba siguiendo a una señoríta y al detenerlo le encuentran droga y arma

Morelia, Mich. 02 de agosto de 2017.- Atemorizada porque la iba siguiendo un taxista, una …