El presidente Andres Manuel López Obrador dijo que a pesar de que directivos de la empresa Coppel estuvieron en su contra en el 2006, se les dio contrato para proveer de colchones a damnificados del huracán ‘Willa’ en Nayarit , pues “perdono, pero no olvido”. 

Al entregar apoyos a los damnificados en Tecuala, municipio de dicha entidad, el mandatario dijo que ya no es tiempo de pleitos, y que esa empresa entregó la mejor oferta.

“Hubo una empresa comercial que fue la que presentó la mejor oferta para vender colchones, Coppel, que en el 2006, los directivos estuvieron en contra de nosotros. Ya olvidamos eso y no nos metemos en pleitos del pasado. Ellos cumplieron y mi reconocimiento, ya nada de pleito. Amor y paz”, expresó.

En el campo de béisbol de Tecuala, López Obrador reconoció que “cuesta trabajo” echar a andar un gobierno en beneficio del pueblo, pues, dijo, dejaron una administración para facilitar el saqueo, “tenían secuestrado el gobierno. Era una minoría rapaz”.

Ante miles de nayaritas, habló de los programas sociales como el de la pensión de adultos mayores para el que, detalló, el Congreso autorizó 100 mil millones de pesos.

De igual manera, destacó las becas para jóvenes que los alejen de tentaciones del crimen, pues “traer trocas y esas cosas son lujos baratos”, subrayó.

Con información de : Vanguardia

Por:Milenio