“Es tu lío, tú lo limpias”.

Bajo esa lógica, un hombre residente de Brasil obligó a su gato a limpiar el desastre que provocó al tirar los papeles que se encontraban en el bote de basura.

Con ayuda de sus patas delanteras, el varón lo hizo que el animal limpiara el basural. Lo increíble es que el gato jamás se queja. Las imágenes se viralizaron en redes sociales.