En esta segunda clase magistral, Del Toro mencionó que su papá y sus novias no veían con buenos ojos que intentara ser cineasta,diciendo que en su juventud, la industria ya había desaparecido, y por ende no tenía mucho futuro, pero enmarcó que por su empeño en hacer películas y la rabia de la juventud, le sirvieron para tomar coraje y hacer realidad su sueño.

Del Toro mencionó el  “ingenio mexicano” en muchas de sus películas, lo que le ha permitido que cintas con poco presupuesto luzcan más espectaculares, al usar trucos o abaratar gastos con pequeños trucos durante la producción.

El director anunció que la exposición “At Home with monsters”, estará en México el próximo año, primero en Guadalajara y luego en la Ciudad de México.