Morelia, Mich., a 29 de mayo de 2018.- Grandes expectativas se habían generado en torno al primer debate de la Coparmex entre los 7 candidatos a la presidencia municipal de Morelia; una dama y seis caballeros en busca del voto de la ciudadanía.

Un Alfonso Martínez, candidato Independiente que llegó con la espada desenvainada contra Carlos Quintana, de la coalición “Por Morelia al Frente” al llamarlo “vándalo”, cuando no le aprobó la línea de crédito para la Planta de Atapaneo; Quintana por cierto salió respondón y reviró fuerte, al decirle “no te permití seguir haciendo tus negocios personales Alfonso, solo eso hice”. Un Fausto Vallejo muy sereno, demasiado, que casi no se paraba de su lugar al responder y que en esta ocasión, se olvidó de atacar a Daniela de los Santos su ex pupila. Por cierto la priísta insistió que si en la cabeza de un municipio no hay honestidad, no se le puede pedir eso a los colaboradores, “hay que predicar con el ejemplo”, señalo”.

  

También un Raúl Morón, de “Juntos Haremos Historia”, defendiendo su máxima fortaleza, el cual es AMLO, además de criticar a los gobiernos que han pasado por el municipio acusando de manejar una “estrategia fallida”, en temas de Seguridad; mientras tanto Constantino del PVEM destacando el desarrollo y la generación de empleos, con el apoyo ciudadano.

  

Mientras que César Santoyo, de Nueva Alianza, no tenía nada que perder y mucho por ganar, y tuvo sus 15 minutos de fama cuando por redes le preguntaron, ¿si usted no ganara las elecciones que va a hacer?, las risas se escucharon en el recinto, y hasta el candidato respondió sonriente, resignado, pero sincero al decir, “seguiré trabajando por Morelia.

     

Sin embargo en un principio todo transcurría entre indirectas y propuestas, tras las preguntas realizadas por especialistas y ciudadanos presentes en Multicentro las Américas, habilitado como recinto para tal evento, pero también respondían a las preguntas que por medio de las redes sociales llegaron a la producción, con un formato innovador, perfectible, al cual le faltaron las réplicas y contra réplicas entre candidatos, para que se señalaran abiertamente las presuntas trapacerías y actos de corrupción que solo ellos se conocen a fondo. Por cierto, todo se transmitió por FB Live:

Todo iba, como se mencionó en un principio, entre propuestas e indirectas, hasta que Alfonso Martínez le dijo a Carlos Quintana, “la planta tratadora de aguas residuales de Atapaneo no fue aprobada porque tomaste la tribuna del Congreso como vándalo; se perdieron 330 millones de pesos por esa acción tuya”, acusó; pero como si fuera el destino, el turno siguiente le toco a Quintana quien le reviró “Alfonso, lo que hice fue no permitir que hicieras uno más de tus negocios personales y que endeudaras al municipio sin justificación”, ante quizá el único momento álgido en el debate

En honor a la verdad, ese momento le puso la pimienta al debate, pero lo que gustó fue el nuevo formato, una mayor cantidad de propuestas y que todos asistieron a la cita convocada por Coparmex.

Muy buena participación de César Santoyo, sus propuestas no deberían ser tiradas a la basura, al contrario, pero no tiene oportunidad alguna de ganar. Buenas actuaciones de Raúl Morón, Daniela de los Santos, Carlos Quintana, Alfonso Martínez y de Don F.

Constantino en lo personal gustó, sabe del tema del desarrollo y generación de empleos, quien sabe si le alcance o cuánto pueda crecer, pero el empresario trae ganas.

Ese fue a grandes rasgos el #DebateMx, que en las siguientes entregas desarrollaremos para el lector de este sitio de noticias.

Redacción/Víctor Americano