Tepoztlán, 22 de enero de 2018.-Desconcertados se encontraban los vecinos del poblado de Cacaloapan de este municipio de Tepoztlán, debido al cuerpo desmembrado de un hombre que fue dejado a un costado de la carretera federal Tepoztlán-Yautepec, en el kilómetro 9.

Pobladores observaron que los perros desgarraban cuatro bolsas negras y al asomarse vieron que había una cabeza, un brazo y piernas. Así que ahuyentaron a los canes, y así evitar que se llevaran alguna parte del cuerpo.

El hecho fue comunicado a la Presidencia municipal de Tepoztlán. En seguida llegaron los elementos de la Policía Morelos y agentes de la Policía de Tránsito, estos últimos colocaron unas cintas amarillas para delimitar la zona. Además de unos señalamientos viales, conos.

Los uniformados les pidieron a las personas que se retiraran del sitio, sin embargo decidieron quedarse, congregándose atrás de la cinta amarilla.

Después, el personal de la fiscalía recibió el reporte de este caso violento. Minutos más tarde arribaron agentes de la Policía de Investigación Criminal y peritos, quienes pidieron que se cerrara la circulación de la carretera.

Así que los automovilistas y operadores del vehículo del servicio público se tuvieron que esperar, ya que es el único acceso que comunica a Yautepec y Tepoztlán. A unos 15 minutos se encuentra el Centro de la cabecera municipal.

El cadáver estaba frente a una propiedad privada marcada como “Mi Bohio”. El personal de la fiscalía confirmó que faltaba un brazo, posiblemente se lo habría llevado un perro.

Después de concluir las pesquisas, los peritos le solicitaron el Servicio Médico Forense (Semefo) que levantará las partes del cuerpo. La víctima se encuentra en calidad de desconocida.

RED 113 / LA UNIÓN DE MORELOS